Muchas personas se preguntan a la hora de comprar una nueva caldera, o cuando empiezan a tener problemas con ella, sobre la vida útil que puede ofrecer. Como expertos en el mantenimiento de calefacción en Alicante trabajamos con una gran variedad de aparatos de calefacción y sabemos que son muchos los factores que influyen para que las calderas puedan ofrecer un buen servicio durante mucho tiempo. En este post te vamos a explicar algunos de ellos.

-Montaje de la caldera. Una buena fijación en la pared y su correcta colocación es fundamental para que no se fuercen ninguna de las piezas internas de la caldera. Una correcta unión a la instalación hidráulica es fundamental para evitar problemas derivados de su uso como, por ejemplo, algunas fugas.

-Presurización. El circuito de la calefacción debe estar bien presurizado, de modo que no haya fugas. De lo contrario serán habituales los problemas, lo que deteriorará de forma más rápida el aparato.

-Circuito de calefacción. Las características propias de cada circuito y su diseño también influirán en el funcionamiento de la caldera, así como en su duración. Un circuito monotubular supone mayor trabajo para la bomba de circulación de la caldera.

-Nivel de agua. Si una caldera mantiene un nivel de agua bajo cuando está en servicio, deberá trabajar con bajo rendimiento a mayor temperatura. Esto provoca un mayor consumo de energía y es fácil que aparezcan las averías como consecuencia de los sobrecalentamientos.

Precisamente por la complejidad de los aparatos conviene contar con un buen servicio de mantenimiento de calefacción y en Alicante puedes hablar con nuestro equipo.

En Seimar Confort nos aseguramos de que tu caldera esté funcionando en perfectas condiciones para alargar su vida útil al máximo.